Especialistas en tallas grandes

Nick Moreno queda con Blondie Fesser para comprar lencería en una tienda de ropa. Cuando Blondie está en el probador, Nick Moreno se cuela allí sin avisar y saca su rabo para echar un polvo y grabarlo todo con la cámara que lleva escondida en la chaqueta. Blondie se asusta, pero la situación la pone tan cachonda que no puede rechazar la propuesta. La follada que se marcan es de talla Super XXL.